El sistema energético femenino

Es importante que comprendamos que los pensamientos y emociones afectan al funcionamiento de la energía en el cuerpo femenino.  

Que la localización física de una enfermedad o patología física, es decir donde se produce, tiene un significado psíquico y emocional.  

Existen pautas mentales y emocionales concretas que se relacionan con lugares específicos del cuerpo.  Dicho muy sencillamente, la energía mental y emocional puede volverse física en el cuerpo.

Cuando tenemos un estrés emocional constante no resuelto en un determinado aspecto de la vida, este estrés se registra en nuestras vibraciones como una perturbación que puede manifestarse en forma de enfermedad física. 

Cuando estamos obsesionadas por algo, o nos aferramos a comportamientos o pensamientos autodestructivos, el cuerpo pierde energía vital.  

Cuando nos obsesionamos obstruimos la energía (chi, ki, prana o qi) en un proceso negativo que la desvía de nuestras células, con lo cual se interrumpen los procesos celulares vitales.

Perdemos energía en cualquier situación en la que la ira o el miedo domina nuestra capacidad para avanzar.

Muchas veces no somos consciente de esas pérdidas de energía, pero si continúan sin ser sanadas, la consecuencia suele ser el malestar corporal.

Como sanar las pérdidas de energía:

Para sanar, o mantenernos sanas, es bueno registrar por dónde nos ¨gotea¨ la energía. Un buen momento para hacerlo es por la noche, al acostarnos.

Solo obsérvate:

¿En qué o en quién estas pensando?

¿Quién o qué te preocupa u obsesiona? 

¿Qué pensamientos, emociones, acontecimientos o personas te vienen continuamente a la cabeza?

La mayoría de las obstrucciones de los sistemas vibratorios son de naturaleza emocional. Podemos imaginar el sistema energético como si fuese un río. 

Mientras esta corriente de energía sea sana, y te sientas a gusto contigo misma, hay mucho menos riesgo de enfermedad.

Nuestras emociones suelen quedarse estancadas en la infancia, cuando no se nos permitió experimentarlas plenamente. 

Esas emociones no expresadas ni reconocidas se quedan estancadas energéticamente.  En cambio, las que se expresan y se sienten, simplemente fluyen por el sistema energético sin dejar asuntos (inconclusos) residuales.  

Recuerda,

No debemos esperar a contraer una enfermedad grave para recibir el mensaje que necesitamos cambiar nuestro punto de atracción vibratorio y comenzar a crear salud.

Nadie esta del todo libre del miedo, la ira, la frustración y otras emociones de la vida.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Scroll hacia arriba
Selecciona moneda
USD Dólar de los Estados Unidos (US)